El alma en tus palabras: ¿Qué palabras utilizas cotidianamente?: ¿palabras que transforman o palabras terribles?

Nuestras formas y estilos a la hora de comunicar son una poderosa herramienta de transformación nuestra, cambio para los demás y creación para nuestro entorno. Eso sí, si utilizas las palabras adecuadas …

“Nunca, nada, nadie. Tres palabras terribles; sobre todo la última (Nadie es la personificación de la nada). El hombre, sin embargo, se encara con ellas y acaba perdiéndoles el miedo …” (Antonio Machado, de su libro “Juan de Mairena”).

¿Has pensado alguna vez en el intenso poder que tienen las palabras?, depende exclusivamente de tí expresarte de forma positiva, esperanzadora, potente y enérgica o por el contrario si utilizar palabras negativas,  pesimistas, derrotistas o catastróficas.

Las palabras que usamos dicen lo que somos.

Si repetimos ciertas palabras con frecuencia, poco a poco iremos creando una estructura incosnciente, un “programa” modelado por nosotros mismos que producirá un tipo de emociones y actuaciones determinadas.  ¿Qué palabras quieres entonces utilizar, palabras agaradables o desagaradables?. El tipo de palabras que utilices te convierten en lo que eres.

Además, tus palabras modifican constantemente la bioquímica de tu cuerpo: sanando o enfermando. Piensa que cada célula de tu cuerpo reacciona a todo lo que dice tu mente. La negatividad es una de las razones que más debilitan a tu sistema inmunológico. Es por eso que cambiando tus palabras cambiarás tu mundo. Y el mundo.

palabras negativasMuchas personas no comprenden que las palabras negativas pueden crear vidas negativas. Nuestro diálogo interior  a menudo se inclina por una actitud negativa.

Cambia tus palabras y cambiarás tus acciones

 

¿Cómo?:

1. Escucha tu diálogo interior

Si puedes  lograr escucharte si tus palabras son positivas o terribles es ya de por sí un paso de gigante.

2. Ten pensamiento consciente

Luego observa que sientes al utilizar palabras limitantes y negativas. Date cuenta de lo que dices, cómo lo dices y cómo te afecta a tí y a los demás.

Es por eso que cambiando tus palabras cambiarás tu mundo. La negatividad puede absorber la motivación que hay en ti.

palabras

3. Escúchate y reflexiona acerca de los mensajes que envías. Si emites ruido, recibirás ruido.

Así que amig@, despídete de esas palabras terribles, hirientes, ofensivas y saluda nuevamente a aquellas palabras que te hacen sentir bien, que an en busca de lo mejor que hay en tí.

Como siempre, abrazos a tod@s los que estáis ahí fuera cambiando el mundo.

Sigue el debate comentando esta emoción

Deja un comentario

 
  1. #8 Adelaida

    Excelente articulo, creo que debemos iniciar enseñandoles a los padres para que orienten bien a sus hijos por que es comun encontrar en las casas “Tu nos sirves”, “tu no puedes”, “tu eres el loco”, seria interesante orientar educadores y padres para que los chicos adopten palabras positivas y mejores sus estilos de vida.

    • #8.1 jorgepalacios

      Cuanta razón Adelaida! Comencemos en nuestras casas para dar ejemplo amiga.
      Un abrazo

  2. #7 Liliana Borja Dulanto

    Gracias hasta hoy no me daba cuenta de ciertas cosas pero este articulo tuyo realmente me hizo reflexionar lo agradezco de corazon y adelante con las buenas expresiones y escucharnos siempre internamente.

    • #7.1 jorgepalacios

      :) Liliana!!
      Un abrazo fuerte.

  3. #6 Veronica

    Jorge gracias por el post, muy altruista.
    Lei en un libro “La palabra de los padres y su asombroso poder” que todo esto de emitir palabras positivas, esperanzadoras, motivadoras se asemeja a ir a un gym. Debemos practicar el hablar en positivo y recordar que por cada palabra negativa que emitamos necesitamos emitir mas de diez palabras positivas para minimizar el daño que pudieramos causar con una sola palabra negativa. Mi voto de confianza al creer que todavia hay tiempo para ejercitar el cambio interior para lograr el cambio a nuestro derredor. Saludos!

  4. #5 Jimmy Bonini

    Estimado Jorge excelente articulo. Es muy cierto como en ocasiones pensamos de forma pesimista y nada sale bien.

    Muchas gracias por tu post.

    • #5.1 jorgepalacios

      Es cierto Jimmy, además cuando se piensa así, nada sale como debería.
      Un abrazo.

  5. #4 Adriana Aguilar

    Me gusta el artículo, auqnue creo necesario mencionar que no es fácil escucharnos concientemente y aún más difícil cambiar nuestra configuración en cuanto a la comunicación. He mencionado que es difícil, pero no imposible, solo requiere dedicación y tener en claro la meta que se persigue. Realizar un cambio en el paradigma que domina nuestras conversaciones cotidianas significa un cambio de visión y el establecimiento de metas retadoras que nos impulsen a dar ese paso y comprometernos con nosotros mismos a lograr ese cambio pues estamos convencidos de la necesidad de hacerlo para lograr el objetivo planteado..

    • #4.1 jorgepalacios

      Estoy tan de acuerdo contigo Adriana … parece que leíste mis pensamientos.
      Un abrazo

  6. #3 rociodl

    Que lindo post Jorge, y que forma tan apropiada de hacernos ver lo importante que es expresarnos en positivo, realmente a veces es como si en automatico estuviéramos sincronizados para decir cosas pesimistas, sin embargo, todo es suceptible de cambio y transformación, mas aun si somos conscientes del efecto que producirá en cada uno de nosotros.
    Gracias Jorge por ayudarnos a iluminar nuestro camino :)

    • #3.1 jorgepalacios

      No Rocío, tu eres la que siempre estás ahí … tu eres mi iluminación!. Un fuerte abrazo amiga.

  7. #2 alejandro

    Desde aqui, darte las gracias por tres sesiones geniales. Sigue enseñando, ayudando a la gente con ese entusiasmo.

    Gracias!

    • #2.1 jorgepalacios

      Gracias por tus palabras transformadoras Alejandro … Seguimos juntos cambiando el mundo!
      Un abrazo.

  8. #1 Rosa Bisonó

    Excelente articulo. No tiene desperdicios.

    • #1.1 jorgepalacios

      :) Gracias Rosa. Un fuerte abrazo.

Top
Conecta conmigo

Conecta conmigo

Únete a la comunidad y recibe un correo cada vez que publiquemos nuevo contenido en la página. ¡Únete al cambio!

¡Gracias por unirte a la tribu!